Archivos Mensuales: septiembre 2009

Golazo de Carlos Vela en la Carling Cup

Les dejo este golazo de Carlito Vela que sigue demostrando la calidad mexicana alla en tierra inglesas, sin duda vale la pena ver el siguiente video, de su tremendo gol:

Evita el aburrimiento en tu relación

aburrimiento1

¿Sientes que tu vida de pareja se ha hundido en la apatía? ¿Los días pasan sin que haya estímulos ni ilusión? ¿Ya está todo dicho y hecho, y no pasa nada nuevo en tu relación? Si tienes estos síntomas, el diagnóstico es: aburrimiento. Pero recuerda que amarse y aburrirse son dos palabras que no van juntas. Dicen que las parejas no mueren de amor, sino de falta de creatividad, y esto pasa con más frecuencia de lo que te imaginas. Pero tú y él pueden evitar que el hastío se instale en su relación.

Juntos es mejor

Aquí van algunos sencillos consejos que pueden serles útiles para evitar que la rutina desgaste su relación.

Toma conciencia del problema y de su solución: El primer paso está en darte cuenta de que la monotonía no es algo secundario, y debes evitarla porque va erosionando tu relación, volviéndola frágil, convirtiéndola en una “convivencia tolerada” y haciendo que caigan en la apatía. También la relación se daña si uno de los dos busca afuera un amante por tener novedad y estímulos que no encuentra dentro de su relación. Sin embargo, con una comunicación auténtica pueden alejar la rutina y reponer su entusiasmo inicial por compartir experiencias juntos.

Revisa tus actitudes: No superarán el tedio si siguen una serie de “recetas para divertirse”, sino que tarde o temprano las dejarán de lado. Lo que ayuda más en este caso es cambiar la percepción que tienen de sí mismos y del otro, y de las posibilidades de llevar una relación distinta. Es importante que cada uno realmente crea que sí es posible cambiar, a pesar del tiempo que llevan juntos o a las circunstancias que han atravesado.

Modifica tu realidad: Para vencer la rutina, no basta con modificar su mundo interior, sino que también deben cambiar algunas circunstancias externas: Arriésguense a que pasen cosas nuevas, sin querer tener el control absoluto sobre ellas, porque eso es imposible y además les quita espontaneidad. Permitan que las pequeñas sorpresas surjan en su vida cotidiana, porque satisfacen tanto a quien las recibe como a quien las da. También les conviene cambiar de escenarios, personas y actividades que frecuentan en pareja.

Vive con coraje: Dejen de lado el miedo al ridículo o al “qué dirán”, porque ese control social los lleva a vivir en un aislamiento emocional, en vez de experimentar una verdadera expansión vital. Acepten la posibilidad de que algunos de estos nuevos intentos por cambiar no lleguen a buen término. Pero en lugar de verlos como un fracaso, percíbanlos como tropiezos que dan aprendizaje en su nuevo camino, y que pueden rectificarse si los analizan en pareja y corrigen el camino.

Mantén un espacio para ti: Es fundamental dedicarse tiempo a estar juntos y recuperar su relación, dejando aparte a las personas que puedan interferir entre ustedes dos. Pero también es primordial actuar por separado; las parejas que pasan demasiado tiempo juntas también deben hacer cosas de forma individual y no depender tanto del otro. La idea de que “tenemos que hacerlo todo juntos porque si lo hacemos solos está mal” sólo los lleva a que no haya sorpresas ni novedades, y a que no se renueve su relación. Reserven un tiempo para cada uno, esto no los separará sino que los unirá más y renovará el interés del uno por el otro, al igual que sucedía en las primeras épocas de su relación, cuando el descubrimiento mutuo los estimulaba mucho.